Marca al debate la descalificación

0


La subida de tono en las descalificaciones entre los aspirantes, la repetición de fallas técnicas en la organización y señalamientos de “corrupta” para una candidata y “narcocandidata” para la otra, marcaron el segundo debate presidencial.

Los Estudios Churubusco fueron el escenario del segundo encuentro entre Claudia Sheinbaum, Xóchitl Gálvez y Jorge Álvarez Máynez, en cuya organización se presentaron, como en el primer debate, fallas técnicas, pues a minutos de iniciar el encuentro se fue el audio, transmisión en pantallas e internet desde la sala de prensa que se montó.

Desde el inicio del debate, en el Foro 2 de los Estudios Churubusco, la candidata Gálvez (PRI, PAN y PRD), quien vistió un huipil en tonos azulados y plateados, se enfocó en Sheinbaum y trató de acorralarla durante sus participaciones, calificándola como la “candidata de las mentiras”, “narcocandidata” y “candidata del combustóleo”.  

Mientras Sheinbaum (Morena, PT y PVE), quien utilizó un traje guinda, se mostró estoica ante los insistentes cuestionamientos de la aspirante panista, en la mayoría se limitó a responder que eran temas ya aclarados y calificó a su contrincante de “corrupta”.

Álvarez Máynez (MC), que lució un traje azul, salió prácticamente ileso de descalificaciones, pues las candidatas se enfocaron en atacarse entre ellas.

De entrada, la aspirante de Fuerza y Corazón por México señaló a la morenista de ser la “candidata de un narcopartido, rindiéndole culto a la Santa Muerte, mientras respondían a una pregunta ciudadana sobre economía, que formó parte de los 30 cuestionamientos que se transmitieron y fueron grabados en plazas públicas.

Sobre la reciente reforma al sistema de afores, Sheinbaum explicó que se trata de cambios para aumentar el monto de quienes reciben menos para su retiro; la candidata del PAN le respondió que se trataba de un robo.

Sheinbaum reviró que Gálvez obtuvo 11 contratos “millonarios” con la Comisión Nacional del Agua, mientras fue comisionada de los Pueblos Indígenas en el sexenio de Vicente Fox.

La candidata Gálvez sacó en dos ocasiones una foto de Carlos Imaz, exesposo de Claudia Sheinbaum, mientras recibía dinero de forma irregular. Más adelante, la aspirante morenista se limitó a decir que era un asunto viejo que ya había sido aclarado.

En su oportunidad, Álvarez Máynez mostró una foto para promocionar al aspirante de su partido a la Jefatura de la CDMX, Salomón Chertorivsky, al señalar que en la capital no se votará por el “Cártel Inmobiliario”.

En otro intercambio, la candidata morenista acusó que durante la participación de Xóchitl como comisionada de los Pueblos Indígenas en el sexenio de Vicente Fox, guardó silencio sobre la represión a los ejidatarios de Atenco.

Gálvez le respondió que a “diferencia de Fox, a mi ningún hombre me dice qué hacer”.

En el tema de infraestructura, la candidata Gálvez indicó que durante la 4T hubo obras “caprichosas y ocurrentes”, como Dos Bocas, el Tren Maya y el AIFA, lo cual fue revirado por Sheinbaum, al señalar que 80% de la población estaba de acuerdo con esas obras.

Xóchitl Gálvez asestó otro golpe a Sheinbaum al mostrar un frasco con agua turbia, que aseguró contenía heces fecales y contaminantes, proveniente de sitios como Iztapalapa: “ojalá te eches un traguito para que sepas qué es lo que toman los habitantes de la ciudad”.

Además, Gálvez retomó las obras del Gobierno federal y dijo que son “una robadera” y pidió a Sheinbaum responder si investigaría a los hijos del presidente Andrés Manuel López Obrador por presunta corrupción en contratos del Tren Maya.

La candidata de Fuerza y Corazón por México siguió por la misma línea y atacó de nuevo a la abanderada de Morena: “Se te cayó un colegio porque no aplicaste la protección civil, se te cayó el Metro por falta de mantenimiento… tú no vas a ser presidenta porque se te caería el país”.

Posteriormente, Sheinbaum calificó a la candidata del PRIAN como la “corrupta, vamos a decirle” y mostró un cartel donde acusó a Gálvez de otorgar permisos ilegales para la construcción de una plaza comercial mientras fue jefa delegacional en Miguel Hidalgo. La respuesta fue inmediata de la candidata del PRI, quien le dijo que ahora le diría “narcocandidata”.

Xóchitl se despidió leyendo una serie de preguntas a Sheinbaum y pidió a la población que “despierten”.

Sheinbaum se despidió afirmando que “a pesar de las calumnias de la candidata del PRIAN, hemos ganado el debate”.

Finalmente, el candidato de Movimiento Ciudadano dijo adiós con un mensaje que, indicó, es la visión de su hijo Luciano para el país.

Durante el debate, en redes sociales el expresidente Felipe Calderón mostró una encuesta de Massive Caller que le dio el triunfo en el primer bloque.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Generated by Feedzy